صور الصفحة
PDF
النشر الإلكتروني

ya de catorce, terminando ambos hemistiquios en voz grave, por ejemplo:

Mandez a Charlemáine le bon roi radoté
que le treu vous rendo de France le regne;*

(Roman de Charlemagne, manuscrito, Musco Británico,
Bibliothcca Regia, 15. E. VI.)
Tels y a qui vouschántent de la reónde t;íble;**

(Roman du Chevalicr au Cygne, manuscrito ib.
Darlis han malas cenas et peores yantares,
grant fumo a los ojos, grant fedor a las nares,
vinagre a los labros, fiel a los paladares
fuego a las gargantas, torzon a los ijares;

(Berceo, Signos del Juicio.)

o el primero en voz esdrújula i el segundo en aguda; verbi gracia:

Ca nunca hobo mácula la su virginidát;

(Berceo, Milagros de Nuestra Señora-)

ya de trece terminando un hemistiquio en grave i otro en aguda; verbi gracia:

Ventelent et ondóyent banieres et pennón....
En palais et en chambres cst si grant la clartéz,
a cil qui la regárde semble tout aluméz;***

(Roman de Charlemagne, manuscrito citado.)
Mais je nc vous dirái no mensonge no fáble;

(Roman du Chevalier au Cygne, manuscrito citado.) AparecióT la mádre del rei de magestát;

(Berceo, ib.)
Ca desque se hombre vuelve con ellas una vez,
siempre va en arriédro c siempre pierde prez;

(Poema de Alejandro.)
De la parte del sól vi venir una seña;

(Arcipreste de Hita.)

* Radoté, lo mismo que rndaleur; tréu, tributo; regné, reino. ** Rdúnde lo mismo que ronde.

*** Ventelent, tremolan; pennon, pendones; en chambres, en las cámaras.

ya finalmente de doce, siendo ambos hemistiquios trancos, verbi gracia:

Richement sont servís a table Ies barones;

(Roman de Charlemngnc, manuscrito citado.) el veor, el oir, el oler, el gustar.

(Bercoo, id.)

Por aquí echará de ver cualquiera que el verso alejandrino (llamado así, segun se cree comunmente, por haberse empleado, aunque no por la primera vez, en la jesta o poema hisrórico de Alejandro, escrita en francos a los principios del sigloXIII por Alejandro de Bernay, Pedro de San Cloot, Juan le Venelais, Lambert li Cors, i otros) no es mas que un hiponacteo latino, en que las sílabas que vienen despues del último acento métrico de cada miembro, que es el de la sexta silaba, no se reputan necesarias para el ritmo. Si alguno, sin embargo, quisiere considerarle como dimanado de la reunion de dos yámbicos dímetros, no le pondré embarazo. La cuestion es enteramente nominal, una vez que el biponacteo no es mas que un dístico de yámbico dímetros, con la sola diferencia de faltar al segundo verso una sílaba, que por venir despues del último acento, no se considera como necesaria en el ritmo acentual de las naciones modernas.

LA RIMA

i

SOBRE EL ORÍJEN DE LA RIMA

I

Pocas cuestiones, (Mitre las concernientes a la historia de la literatura moderna, han ejercitado tantas plumas, o dado motivo a tanta variedad de opiniones, como la del oríjen de nuestra rima. Lo que parece indudable, despues de las muestras de antiguas rimas latinas alegadas por Muratori, Tyrwhitt i otros/

* A las quo se mencionan en el texto mo ha parecido añadir la lista siguiente, que comprendo algunas otras de las mas notables i auténticas.

1. Varias poesías, entre ellas una bajo el nombre de Aldclmo, insertas en las epístolas I, 61 i 90 de las de San Bonifacio Moguntino.

2. Algunos versos dol mismo Aldclmo interpolados en su tratado De virginitate.

3. Varios bimnos i cánticos del antifonario Bcncorense, que fué publicado por Muratori con otros manuscritos de la biblioteca ambrosiana, i le parecía del siglo VII, o, cuando mas, dol VIII.

4. Otros cuatro himnos del oficio de Nuestra Señora, que corro con las crónicas do Monte Casino por Leon Marsicano i Pedro Diácono, i que, segun Anjclo de Nuco, abad do aquel monasterio, quo escribia por lüGO, contaba ya entonces mas de mil años de antigüedad.

5. El ritmo de San Columbano sobre la vanidad de la vida mortal que se halla en la coleccion de epístolas hibernicas por Jacobo Usserio.

G. Los himnos O lux benla. Trinitas de San Ambrosio, Jesu reOpúsc. 7

es que su uso era frecuentísimo en Europa, antes de la irrupcion de los árabes. Tres de ellas merecen particular atencion.

Entre los acrósticos de Conmodiano, hai uno (el último) cuyos versos terminan constantemente en o. La obra toda por la rudeza del estilo i versificacion debe mirarse como una muestra de la poesía vulgar del siglo III.*

El salmo de San Agustín contra los donatistas está escrito con el mismo artificio. Todos los versos (pasan de doscientos) acaban en la letra c; i es de advertir (me este cantar se desli

fulsit omnium de San Hilario do Arles, Martyris ecce dics Agathse de San Dámaso, i Rex Christe factor omnium de San Gregorio Magno. El himno ( horus nova? Jcrusalem, que Quadrio cita como de Pan Ambrosio, se halla en la coleccion de poesías cristianas de Jorjo Fabricio bajo el nombre de San Fulberto, obispo do Chártres, i los benedictinos de San Mauro no hallaron suficiente fundamento para colocarlo entre las obras del santo obispo de Milan. Probablemente es uno de tantos que se llamaron ambrosíanos por haberse compuesto a imitacion de los de San Ambrosio, en coplas de cuatro versos yámbicos dimetros. Tampoco se puede hacer alto sobro el himno Ad perennis mico fonlem que CrescUubeni i Jorje Fabricio atribuyen-a San Agustín, i otros con mejores fundamentos a San Pedro Damiano. Encuéntrase en el tratado do las Meditaciones, que ciertamente no es del santo doctor, i hni fuertes razones para sospechar que so escribió en el siglo XII.

Otros himnos pudieran citarso en que la rima, aunque no regular i constante, es frecuentísima, como el Magno salutis gaudio de San Gregorio, los dos de Venancio Fortunato que empiezan Agnoscat omne sceculum, el Vexüla regís prodeunt i el Tibi laus perennis autor del mismo, el Jesu quadragenarix i el 'Beata nobis gaudia do San Hilario, etc.

Véase Muratori, Anliquitales italicx Dissertatio XI.; Tyrwhilt, Essay on the language and versification of Chaucer; Mr. Sharon Turner, On the origin of rhymc. Archivología or Miscellancous traets relating to anliquities, volumen XIV; Mr. de Roquefort, De Vétat de la poesic francaise dans le XII el XIII siicles, pajinas 30 i siguientes; etc.

* Sobre la edad de Conmodiano, están discordes los eruditos. La opinion comun le coloca en el siglo IV. Sebastiano Paul i en su Disertacion sobre la poesía de los Santos Padres le hace subir al II. Lo mas probable es que floreció en el III. Consúltese a Fabricio, Biblio~ theca latina medix el. úi/ímre se»-/.

naba ala ínfima plebe, i a los que no tenian ninguna tintura do instruccion, como lo dice expresamente el santo. l£n una composicion de esta especie, era natural que se adoptasen las forma» de la poesía vulgar.

Un pasaje de la Vida de San Faro», obispo do Meaux, la cual se atribuye a Hildegario, obispo de la misma ciudad, aeredita lo familiar que era la rima a los franceses desde los principios del siglo VII, pues la usaban en las cantinelas popularos i rústicas. El historiador refiere que, en celebridad de la victoriosa expedicion de Glotario II, reí de Francia, contra los sajones, se hizo una cantinela ai modo rústico, la cual andaba en boca de todos, i las mujeres mismas la repetian a coros. Las coplas do esta cantinela que cita Ilildegario son rimadas; i en ella parece que se observó tambien la unidad de rima.*

* Dicen así, ('adoptando la leccion do Mr. de Poquefort, De l'état de lscpop&ie francaine, pajina 362/:

De Clotario est cañero, reiro francorum,
qui ivit pugnare in gontcm saxonum.
Quan gravitar provonisset missis saxonum.
si non forct inclytus Faro de gen tu burgundionum!...
Quando veniunt in terram francorum,
Faro ubi erat princeps, missi saxonum.
instinctu Dci transcunt per urbem meldorum.
nc interficiantur a roge francorum.

Para entender estos versos, es necesario tener presente que Cluiuiiu habia determinado dar muerte a ciertos embajadores de los sajones. San Faron, convirtiéndolos a la fe eristiana, logfó apaciguar la ira del rei.

Mr. Sharon Turner piensa que estas coplas fueron traducidas del dialecto jermánico do los francos, en que supone se hizo orijinalmento la cancion; porque es probable, dice, que no so hablaba entonces un latin tan puro, i porque aquélla con que en 883 se celebró la victoria del rei Luis sobre los normandos se compuso en franco-tudesco. Poro esta suposicion repugna al texto. Hildegario, o quienquiera qao fuese el autor do la Vicia do San Faron, se apoya en la rusticidad de aquellos versos para probar lo célebre quo era el santo entre toda claso de jentes. Por otra parto, dudo que a nadie se haga ereíble que una cancion teutónica haya podido ser entendida i repetida por la jeneralidad del pueblo frances en tiempo alguno. El latin de aquel

« السابقةمتابعة »